Olivia Newton-John, música, cine y algo de tele

La muerte de Olivia Newton-John ha vuelto a poner en primer plano una de las estrellas de los años 80 y 90 del siglo XX. Una gran cantante que se consagró con ‘Grease‘, película musical que ya es parte de la historia el cine y un icono para varias generaciones. Olivia Newton-John murió a los 73 años este lunes, 8 de agosto, en EEUU, a causa de un cáncer de pecho. Deja como legado una destacada carrera discográfica y las icónicas películas ‘Grease’ y ‘Xanadú‘. También tiene varios trabajos para la televisión, que son lo que han pasado más desapercibidos, y que ahora es el momento de recordar.

Olivia Newton-John nació en Cambridge el 26 de septiembre de 1948. Pero a los 5 años se fue a vivir a Australia, ya que su padre fue contratado como profesor en la Universidad de Melbourne. Fue en esta ciudad donde creció y empezó su carrera como cantante. Precisamente en el colegio, donde montó su propio grupo musical. Pero cuando se empezó a dar a conocer fue en los años 60 con su amiga Pat Carroll. Con ella montó un dueto, Pat & Olivia.

EUROVISIÓN Y ABBA

En 1971, y con 23 años, editó su primer disco. Un trabajo que logró un moderado éxito, pero que le sirvió para darse a conocer en el mundo de la canción. Así, en 1974 fue seleccionada para representar al Reino Unido en el Festival de Eurovisión.

Olivia Newton-John en Eurovisión

La joven cantante interpretó ‘Long Live Love’, canción con la que quedó en un digno cuarto puesto. Pero quedó totalmente ensombrecida por el arrollador éxito de aquel año: ‘Waterloo’, del grupo sueco ABBA. Pese a tan difícil enfrentamiento, Eurovisión, certamen musical ideado y organizado por las grandes televisiones públicas europeas, fue el que lanzó la carrera de Olivia Newton-John. Y la convirtió en una artista internacional.

Con el ‘empujón’ de Eurovisión, Newton-John se convirtió rápidamente en una estrella de la música, con grandes éxitos y varios Grammy. Y fue en el momento más dulce de su carrera (1978) cuando le llegó la oferta de protagonizar, junto a John Travolta (estrella juvenil en alza tras triunfar en ‘Fiebre del sábado noche‘) la película musical ‘Grease‘.

‘GREASE’

Esta película ya partía de un musical de éxito de 1972. Pero había dudas con el papel de Newton-John. No por su indudable categoría como cantante. Ni tampoco por su trabajo ante las cámaras, ya que ya había protagonizado un par de películas. Eso sí, películas para el olvido. Con 17 años debutó en ‘Funny Things Happen Down Under’ (1965). Y en 1970 protagonizó la alucinante ‘Tomorrow’ (extraterrestres moribundos secuestran al grupo pop Toomorrow, porque las ‘vibraciones’ de sus instrumentos musicales permiten sobrevivir a su raza).

Así, el problema de Olivia Newton-John era el de la edad: con 30 años debía interpretar el papel de una adolescente. Y Travolta tenía 24 años. Pero consiguieron convencer con sus personajes ‘juveniles’, y ‘Grease’ se convirtió en un ‘pelotazo‘ que más de 40 años después sigue sonando en todo el mundo.

Tras el éxito de ‘Grease’, la popularidad de Newton-John alcanzó su cénit. Y empezó a compaginar su carrera como actriz y cantante con el de empresaria. Su nombre ya valía mucho e intento aprovecharlo. Así, se alió con su vieja amiga Pat Carroll (que ahora era vocalista en la mayoría de sus canciones) para lanzar, a finales de los 80, Koala Blue, una desenfadada línea de ropa con aires australianos.

BANCARROTA Y TELEVISIÓN

Pero como ocurre a veces, el negocio no funcionó y la empresa fue de mal en peor hasta 1992, que fue declarada en bancarrota. Y con la empresa, se fueron muchos millones que había invertido en ella Newton-John. Para salir de esta situación tan difícil, la artista no tuvo más remedio que empezar a aceptar todo tipo de trabajos. De anuncios publicitarios y todo telefilme que le ofreciesen.

Obviamente, Newton-John ya había aparecido en televisión, pero en programas especiales, documentales y entrevistas. No como actriz en ficciones. Pero a partir de 1992, empieza a trabajar más asiduamente. Así, en 1994 protagonizó el telefilme ‘Un romance en Navidad‘, con su hija, Chloe Lattanzi. En 1995 intervino en tres episodios de la serie australiana ‘La saga de los McGregor’ (con Guy Pearce) y en un episodios de ‘Matrimonio de conveniencia’. En 1997 apareció en un episodio de ‘Murphy Brown’ y en 1998 protagonizó el telefilme ‘The Christmas Angel’.

No volvió a interpretar un papel en televisión hasta 2008, en la que trabajó en 12 episodios de la comedia negra ‘Sordid Lives‘. Esta serie se basaba en la película homónima que la propia Newton-John había protagonizado en 2000.

DE ‘GLEE’ A ‘SHARKNADO’

Su último trabajo destacado en televisión fue precisamente en una gran serie musical, la genial ‘Glee’. En esta producción Newton John apareció en dos episodios en 2010.

Newton-John, en ‘Glee’

Hubiera sido un broche de oro para sus contados trabajos en televisión. Pero la realidad es un poco más triste para sus fans. El último telefilme en el que apareció, junto a su hija, Chloe Lattanzi, fue en el satírico ‘Sharknado 5: Aletamiento global‘ (2017). UnA más de las muchas producciones nacidas de la tan exitosa como ‘friki‘ TV movie ‘Sharknado‘.

Vídeo musical de ‘Sharknado 5: Aletamiento global’

Pero siempre quedará por encima su gran trabajo como cantante y su papel de la dulce (con lado salvaje) Sandy Olsson de ‘Grease’.

close

¡Suscríbete!

¡No te pierdas ninguna actualización y mantente informado de todo lo que sucede en vamos a ver!